Los mejores ordenadores para programar

Empezar a programar sólo requiere tener una computadora moderna y una conexión a Internet. Prácticamente con cualquier ordenador se puede comenzar a realizar los primeros programas. A continuación os dejamos una lista de los más ventajosos según calidad y precio que puedes comprar desde casa.

Qué tipo de ordenador comprar

Si tienes ganas de empezar a programar, ya sea en Java con Spring Boot o con cualquier otro lenguaje de programación, en EADP recomendamos comprar un ordenador portátil. Los laptops actuales son tan potentes que no echarás de menos ninguna prestación que pueda ofrecerte un pc de sobremesa. Salvo, que seas un gamer y necesites estar siempre a la última con la tarjeta gráfica más moderna del mercado.

Aun así, te ofrecemos varias categorías de ordenadores para que puedas escoger el que mejor se te adapte desde la comodidad de tu casa. Con cualquier de los aquí citados tendrás más que suficiente para realizar tu prácticas de programación.

Ordenadores portátiles

El ordenador portátil te permitirá trabajar allí donde necesites o llevártelo a una reunión para enseñar los datos a tus clientes o hacer una presentación a los colegas de trabajo. Hoy en día tiene una potencia suficiente como para ser estaciones de trabajo. Aunque, no debes olvidarte el cargador, puesto que los porátiles que aquí recomendamos tienen prestaciones altas y por tanto su consumo de energía en modo trabajo puede ser intensivo.

Recuerda que para largas sesiones de trabajo siempre puedes adquirir un monitor extra, un teclado ergonómico y elevador un para hacer más cómoda la jornada y reducir la fatiga.

Desde máquinas pensadas para gente que comienza a programar o desea realizar tareas de desarrollo de software no muy exigente, como para la elaboración de aplicaciones de gestión, páginas web, juegos o aplicaciones móviles que no requieren de un uso intensivo de la tarjeta gráfica, o realizar complejos cálculos numericos relacionados con el anális de datos o el big data.

Las características básicas de estos ordenadores es que tienen un procesador decente, una buena cantidad de memoria RAM y disco duro rápido de tipo estádo sólido SSD. A parte de programar, podrás realizar tareas más avanzadas como análisis de datos, modelizar sistemas de aprendizaje automático y, por qué no, echar alguna que otra partida a tu videojuego preferido.

Portátil equilibrado de potencia y precio HP 15-dw0017ns - Ordenador portátil de 15.6" HD
  • Pantalla de 15.6 pulgadas HD, 1366x768 pixels
  • Procesador Intel Core i5-8265U (4 núcleos)
  • Memoria RAM de 8GB DDR4-2400 (1x8GB)
  • Almacenamiento SSD de 256GB PCIe NVMe M.2
  • Gráfica Nvidia GeForce MX110 de 2GB GDDR5
  • Sistema operativo Windows 10 Home 64 bits
  • Precio: 550€ aprox.
Portátil de alto rendimiento HP Pavilion 15-bc521ns - Portátil de 15.6"
  • Pantalla de 15.6 pulgadas FullHD, 1920x1080 pixels
  • Procesador Intel Core i5-9300H (4 núcleos)
  • Memoria RAM DDR4-2666 de 16GB (2 x 8 GB)
  • Almacenamiento SSD de 512GB PCIe NVMe M.2
  • Gráfica Nvidia GeForce GTX 1650 (GDDR5 de 4 GB dedicada)
  • Sin sistema operativo
  • Precio: 800€ aprox.
Portátil apto para programar y jugar a videojuegos ASUS TUF Gaming FX505DV-AL014 - Portátil Gaming
  • Pantalla de 15.6" FullHD (1920 x 1080)
  • Procesador AMD Ryzen7 3750h apu (4 núcleos, 8 subprocesos)
  • Memoria RAM de 16GB (8GB x 2) DDR4 2666MHz
  • 512GB SSD M.2 PCIE Gen3 NVME
  • Gráfica NVIDIA GeForce RTX 2060-6GB
  • Sin sistema operativo
  • Precio: 950€ aprox.
Portátil diseñado para ser lo más liviano y ligero posible LG gram 15Z990-V - Ordenador portátil ultrafino
  • Pantalla de 15.6" FullHD (1920 x 1080)
  • Procesador Intel i7 8ª generación,
  • Memoria RAM de 16GB DDR4 SDRAM
  • 512GB SSD
  • Gráfica Intel HD Graphics 620
  • Sistema operativo Windows 10 Home 64 bits
  • Precio: 1.100€ aprox.

Con o sin sistema operativo

La mayoría de programadores evitan usar Windows, puesto que la licencia Home no permite sacar todo el partido al pc y limitan usar algunas herramientas como Docker. Así que es bastante habitual ver a los profesionales usando alguna distribución de Linux, sobre todo las basadas en Debian como Ubuntu o Linux Mint. Estos sistemas operativos son muy potentes y permiten utilizar todas el software que habitualmente se usa en el mundo profesional del desarrollo de software.

Sólo si eres un gamer tendrás una difícil decisión que tomar, puesto que estas plataformas no tienen el catálogo de juegos que pueden encontrarse en Windows.